jueves, 15 de marzo de 2018

Cómo distribuir una casa de pueblo alargada y estrecha


En nuestro país es muy habitual que las casas antiguas situadas en la calles de los pueblos posean varias plantas, eso sí de una forma largada y estrecha. Es decir muchos metros cuadrados pero difícil de distribuir de una manera racional y práctica.









"Hoy nos vamos a servir de las imágenes de una casa de pueblo en Gerona que se ha reformado para moderniza su estética decorativa pero sobre todo su distribución.


Lo habitual es que sean construcciones altas y estrechas, con espacios muy compartimentados. Por eso, tirar tabiques y crear ambientes diáfanos será fundamental para lograr que la luz se distribuya hacia el interior de la casa.

La rehabilitación integral de esta vivienda entre medianeras, situada en el casco viejo de Girona se centró en buscar el sentido práctico y cómodo. Las casas de muchas alturas constituyen un trajín de subidas y bajadas por las diferentes plantas que a veces es agotador. Lo digo con total conocimiento ya que la casa de mis padres en el pueblo era así.
La casa, además de encontrarse en un estado ruinoso, tenía una distribución muy peculiar: 140 m2 abiertos a dos fachadas estrechas, 5 alturas y demasiadas divisiones.

Distribución por plantas:






  1. El acceso a la vivienda se encuentra en la planta baja, allí se distribuyó una espaciosa zona de entrada y un cuarto que hace de trastero y lavadero. 
  2. En la primera planta, se instaló una espectacular cocina con comedor, además de un pequeño baño.
  3. La segunda se destinó la zona de estar, un confortable y pequeño salón con chimenea y una pequeña habitación. 
  4. El tercer piso es el del dormitorio principal, con vestidor de armarios a medida y un baño completo. 
  5. El altillo se aprovechó para montar una zona de trabajo. 


En cuanto a lo meramente estético  se intentó integrar la decoración moderna y funcional con ciertos guiños de estilo étnico en los textiles con los elementos claramente rústicos de los revestimientos. En las paredes se combinó pintura blanca con piedra vista original recuperada. El suelo es un pavimento continuo de hormigón pulido, con baldosas hidráulicas en algunos tramos para marcar el paso. En los techos, destacan las bovedillas cerámicas y las viguetas metálicas. Tradición y modernidad para lograr una vivienda cálida y acogedora.










 Vía: Mi casa


"¡Seguro que conocéis o tenéis este tipo de vivienda de pueblo!

Janire